El fenómeno WebRTC ¿Un nuevo paradigma en las comunicaciones empresariales?

by Alexandra Carballo Porto | 09.11.2021

El uso del estándar abierto WebRTC (del inglés “Real Time Communication”) está cada vez más extendido y ha supuesto una verdadera revolución en el ámbito de la gestión de las comunicaciones empresariales.

Esta tecnología permite la transmisión en tiempo real y, directamente de navegador a navegador, de paquetes de voz, vídeo o la compartición de escritorio (Application Sharing), facilitando la comunicación a través de internet con otros usuarios sin necesidad de descargar plugins ni programas adicionales. Además de un uso completamente gratuito (los códecs inicialmente utilizados - Opus y VP8 - no requieren licencias), los requisitos técnicos son muy sencillos: un dispositivo, un navegador web que soporte la tecnología WebRTC y permiso de acceso a la cámara web, al micrófono y al altavoz del portátil u ordenador, eso es todo.

Precisamente, el enorme potencial de esta tecnología llevó a innovaphone a convertirse en uno de los primeros fabricantes de tecnología VoIP en apostar por la integración del estándar WebRTC en su solución de Comunicaciones Unificadas cuando ni siquiera era todavía un estándar oficial. La PBX innovaphone incorpora de serie los mecanismos de seguridad y provisionamiento necesarios para habilitar las comunicaciones via WebRTC de manera segura sin importar si se trata de un usuario interno dentro de la corporación o un usuario externo que se quiere comunicar con alguno de los servicios de la empresa. El reto no residía tanto en utilizar los códecs de audio y video iniciales recomendados para el intercambio multimedia con el navegador conformes a las especificaciones iniciales de WebRTC como OPUS o VP8, si no, en proporcionar la seguridad y la ruta adecuadas para ese intercambio de multimedia de manera segura entre diferentes usuarios, debido a que la comunicación via WebRTC puede venir de una red externa e insegura.

Laptop, WebRTC Schriftzug

Protocolos, mecanismos de codificación y códecs para WebRTC

Algunos de estos mecanismos y protocolos de serie, que permitieron a innovaphone implementar soluciones WebRTC desde los inicios, fueron, entre otros, el protocolo de seguridad DTLS-SRTP que permite un cifrado punto a punto dónde solo los usuarios finales conocen la clave de la comunicación, es decir, se evita que la clave que protege o cifra esa comunicación quede expuesta en el intercambio entre diferentes plataformas a la hora de establecer la comunicación durante el proceso de señalización, sino que queda protegida en el intercambio multimedia entre los usuarios finales. Por otro lado, el otro protocolo de uso mandatorio es ICE (Interactive Connectivity Establishment) para encontrar al destinatario de la comunicación cuando la otra parte se encuentra en otra red distinta y detrás de un router o NAT que sólo proporciona direcciones privadas o locales. El protocolo ICE, a través de los mecanismos de STUN y TURN servers, es capaz de determinar cuál es la ruta y la versión del protocolo IP correctas para establecer la comunicación entre el emisor y el receptor.

El que estos protocolos sean esenciales para WebRTC no implica necesariamente que todos los fabricantes los integren de serie en sus dispositivos y soluciones. La integración de WebRTC en la PBX a través de un Media Relay sin garantizar el cifrado de extremo a extremo puede comprometer la seguridad. En este sentido, los sistemas innovaphone proveen e integran de serie todos los protocolos y mecanismos relevantes para el cifrado de extremo a extremo, por lo que la comunicación via WebRTC es enrutada correctamente a través de cualquier dispositivo, independientemente de si se encuentra en una red pública o privada.

¿Y desde el punto de vista técnico?

Técnicamente, en WebRTC lo complicado no es dotar de audio y video al navegador Web del usuario, sino cumplir con los parámetros de seguridad adecuados, como el cifrado extremo a extremo, para habilitar la trasmisión de multimedia como parte de unas comunicaciones empresariales seguras. Prácticamente todo el mundo dispone de un navegador o browser que soporte estas opciones de transmisión multimedia y se conecte con diferentes dispositivos periféricos para el audio o video. Es por ello que el nivel de cifrado para el intercambio de las claves para establecer esa comunicación o el protocolo de encriptación que van por detrás y que en muchos casos son invisibles al usuario, son aspectos críticos para dar un servicio profesional de garantías utlizando WebRTC.

Las ventajas, utilidades, aplicaciones y servicios son numerosos. A continuación, solo algunos ejemplos:

WebRTC para una solución de movilidad sencilla y mejorada

Un dispositivo con conexión a internet y un navegador permiten al usuario trasladar de forma segura su escritorio de trabajo virtual hasta cualquier lugar y tener acceso a las mismas herramientas de trabajo y aplicaciones comunicacionales que en la oficina. Una solución perfecta para escenarios de teletrabajo (empleados en remoto o escenarios híbridos).

WebRTC para un confort tecnológico que marca la diferencia

Integración de sistemas de facturación, interconexión de filiales, administración centralizada, mismo entorno de comunicación y trabajo, ahorro en costes de telefonía, servicio de soporte remoto en tiempo real, sesiones de seminarios online o webinars para partcipantes externos, etc.

WebRTC como valor añadido para una página web mejor conectada con el cliente

La integración en páginas web de widgets y botones inteligentes permite que el cliente pueda iniciar una llamada o videollamada con un solo clic y sin coste alguno. Estos elementos son ideales para un servicio de Helpdesk o Atención al Cliente diferenciador, satisfactorio, sofisticado e integrado en la central de comunicaciones de la empresa.

Pero, y a nivel de seguridad, ¿es una solución realmente segura para su uso a nivel corporativo?

La transmisión de datos se lleva a cabo a través de SRTP (Secure Real-Time Transport Protocol) y de una conexión directa negociada. De este modo, el flujo comunicativo se produce directamente de navegador a navegador sin intervención de un servidor de streaming. WebRTC realiza conexiones punto a punto (a través de los protocolos STUN e ICE) y garantiza una codificación segura a través de DTLS.

En general no se necesitan cuentas de usuario ni datos personales, por lo que WebRTC es una tecnología perfectamente segura y adecuada para su uso en el ámbito corporativo, cuya adopción en los últimos años está en auge para dar solución a escenarios heterogéneos y distribuidos dónde se tienen que habilitar comunicaciones seguras a usuarios externos o desde redes o clientes ajenos a la red interna de la empresa, sin la instalación de un software adicional, siempre que esta solución central de comunicaciones de la empresa soporte WebRTC.

Página principal

Últimas entradas del blog

Utilizamos cookies para optimizar la navegación y ofrecerle una experiencia óptima en nuestra página web. Esto incluye las cookies necesarias para el funcionamiento de la página, así como las cookies que sólo se utilizan con fines estadísticos anónimos o para configurar convenientemente el contenido especial. Usted decide qué categorías quiere permitir. Tenga en cuenta que, según su configuración, es posible que no todas las funcionalidades de nuestra web estén disponibles. Si acepta todas las cookies, tendrá pleno acceso a los servicios de nuestro sitio web. Para más información, consulte nuestra  política de privacidad..

   
    Configuración de las cookies